Charlas de un Gag-Pa. Escorpión LII


CHARLAS DE UN GAG-PA
Bajo el signo del escorpión, del año LII, de Acuarius.


EN EL COLEGIO DE BACHILLERES.
- Disculpe, ¿Usted está en la Gran Fraternidad Universal?
- Sí, así es. ¿Usted también la conoce?
- Sí, yo también soy miembro, pero yo asisto al centro que está aquí cerca. Me imagino que usted va al de Eugenia, ¿verdad? Aunque la verdad es que es lo mismo. ¿No le parece?
- Claro que sí.
-¿Usted, trabaja aquí?
- Sí, soy profesor.
- Pues yo vine porque quiero hablar con el Director, para pedirle que me ayude a cambiar a mi hija, del plantel Nezahualcóyotl a éste.
- Ah! ¿Y en qué semestre se encuentra su hija?
- Recién acaba de ingresar.
- Entonces va a estar un poco difícil; seguramente le pedirán esperar cuando menos al siguiente semestre para efectuar el cambio...
- Sí, seguramente...bueno, en fin, me despido, pero antes quiero invitarlo a que nos visite, al fin que estamos muy cerca. No tenga miedo, nadie lo va ver feo. Eso de la separación de líneas es cosa del pasado.


LUNARES SOLARES Y VICEVERSA.
Así, pues, visité a los Hermanos "lunares" en su Ashram de la colonia Campestre Aragón. Allí tuve oportunidad de saludar, entre otros, al Muy Respetable Getuls Guillermo Iglesias, quien, entre otras anécdotas ya dadas a conocer entre nosotros por sus hermanos consanguíneos Doroteo y Antonio (Getuls y Gelong, respectivamente), me refiere lo que enseguida transcribo, por considerarlo de interés especial:
"Yo vivo la Iniciación Real conforme a lo que aprendí del Maestro Estrada; él fue el que me dio las bases... Claro que ya después vino el Venerable Maestro Gil... , pero el Maestro Estrada sabía muy bien lo que hacía. Mire, un día me dijo: "Usted ya me cayó gordo; siempre anda pegado a mí, como si fuera chicle." Entonces, yo le dije: "Dispénseme usted, Maestro, pero mi única intención es la de servirle de la mejor manera". Entonces él se me quedó mirando y me dijo: "Fíjese bien en lo que le voy a decir: Dentro de una semana lo voy a correr a usted y a todos éstos."
Yo ya me había dado cuenta que él había formado un grupito de hermanos que lo seguían, así que, a la semana siguiente, ya no los dejé entrar.
El Maestro sabía lo que estaba haciendo, pero los Hermanos tenían que darse cuenta que tenían que definirse. Haga de cuenta que el Maestro había llegado con nosotros desde aquí, hasta aquí: pero de allí en adelante necesitaba otro equipo.
Por eso, cuando a la otra semana llegaron estos Hermanos, no los dejé entrar. Mi hermano Toño me decía: "Abre la puerta, hermanito...", pero yo le contestaba: "¡No, ni tú, ni ninguno de los seguidores del Maestro Estrada vuelven a entrar a este lugar. Este lugar va a ser para mí!
Fíjese usted, nada más, que locura era la que yo les decía. Esto se los decía porque en ese tiempo los títulos de propiedad de este terreno estaban a mi nombre... La verdad es que, en esos momentos, ni yo sabía porqué les decía eso. Mire nada más: El Maestro, quien una semana antes me había dicho que nos iba a correr, ese día no se presentó".


ACERCA DEL ANTENAJE.
- Reverendo: la última vez que nos visitó, usted nos dijo que cuando los M.R. Hermanos Getuls no pudieran dirigir el antenaje en Casa Sede, lo podíamos hacer los Gegnián. ¿Es cierto?
- Sí, así es.
- ¿Aunque seamos mujeres?
- Sí, aunque sean mujeres.
- Yo recordé lo que nos dijo y por eso, el otro domingo, al ver que ya habían pasado quince minutos y no llegaba ningún Getuls, lo hice yo sola. De esta experiencia me surgieron las siguientes dudas: ¿Cuánto tiempo debemos esperar al Hermano getuls que está programado para dirigir el antenaje? ¿Cómo influye el horario de verano? ¿La mujer puede dirigir el antenaje cuando está menstruando?
- ¿Qué le parece si me las repite una a una?
- Está bien. ¿Cuánto tiempo debemos esperar al Hermano Getuls programado?
- Pues, si hay un Hermano Getuls programado y no hay algún otro presente, considero que diez minutos son suficientes.
- ¿Es cierto que la mujer, cuando está menstruando, no solamente no debe dirigir el antenaje, sino que ni siquiera debe presentarse en ese tipo de actividad?
- Mire, la menstruación debe verse como un fenómeno natural propio de la mujer. Creo que más bien es cuestión de un poco de sentido común y de higiene. Si hay higiene, no veo el porqué la mujer no deba asistir a un acto al que todos los seres humanos tienen derecho. Respecto a que lo dirija, es conveniente recordar que tanto para el antenaje, como para la meditación y otras actividades, quien dirige, debe encontrarse en un estado anímico apropiado, pues de lo contrario, en vez de ayudar, obstaculiza el contacto con lo alto, que los presentes pretenden conseguir.
- ¿Cómo influye el horario de verano?
- Nuestro antenaje, es, ante todo, un acto devocional mediante el cual tratamos de ponernos contacto con la Divinidad. Para facilitarnos esto, seguimos los pasos que constituyen la Ceremonia Cósmica que realizan nuestros Maestros, lo cual puede conseguir nuestra mente rompiendo las barreras del tiempo y la distancia. El efecto de este contacto se traduce en una mayor armonía en nuestra vida. Así que le diré, primero, que toda hora es buena hora para hacer contacto con la Divinidad, pero, de acuerdo a la línea que seguimos, hay tres momentos especialmente importantes en el día, mismos que corresponden, dos de ellos, a la posición del sol en el horizonte y otro, cuando éste se encuentra en el cenit. Es por esto que, por señalar una hora específica, la hora oficial de la Ceremonia Cósmica es a las siete de la mañana, la Hatha-Yoga a las doce y la meditación a las siete de la noche.
- La Hermana (...) es Medio-Gegnián y me dijo que un domingo en que no vino nadie, ella iba a hacer el antenaje, pero no sabía si sería correcto que ella lo hiciera en la Casa Sede...
- Le repito que esta actividad es un derecho que tiene toda la gente. Ahora bien, cuando tenemos la oportunidad de dirigirlo, debemos verlo como una oportunidad de servir y no de lucimiento personal. Dentro de nuestra Orden, es el mayor a quien corresponde, en primer lugar, este derecho, pero, si por cualquier motivo el mayor no lo hace, entonces los que le sigan en jerarquía deben hacerse cargo Así , sin importar el nombre de quien esté al frente, la Institución en general y la Casa Sede en particular, deberá cumplir con la función que le corresponde.
. Rigoberto Hernández Fuentes,
Gag Pa. A su servicio.
E-mail: righerf@hotmail.com
Tel. 5712-5475